santuariodelasmercedes.org  
Portal Oficial, Parroquia “Nuestra Señora de las Mercedes”, Río Chico
Diócesis de Guarenas
EVENTOS PARROQUIALES
 
CIBERNAUTAS
DE CRISTO
 
 

Fogata del Cacao
22 de Septiembre de 2011

EVENTOS REALIZADOS

La noche del 22 de septiembre vistió de gala y majestuosidad al Estadio Vidal López de Río Chico; el cual recibió a centenares de personas deseosas de contemplar el maravilloso espectáculo que se organizó, en conmemoración de las noches en que los “negros esclavos”, ansiosos de libertad, encendían una fogata para manifestar su deseo de ser libres, tal como es el deseo de Dios, e invocando el santo nombre de Santa María de las Mercedes, hacían sus oraciones y esperaban la poderosa intercesión de la Reina del Cielo, la Santísima Virgen.

Foto Fogata del Cacao

FERIA 2011
 Fogata del Cacao

“SANTA MARÍA DE LAS MERCEDES”, Co-Redentora y Mediadora de todas las Gracias, es la Dulce Madre que libera, consuela, y protege, a los enfermos, a los afligidos y a todos aquellos que sufren cualquier tipo de prisión, como por ejemplo: el Error, el Pecado, el Vicio y, por supuesto, a quienes están, literalmente, privados de su libertad…

La Virgen de las Mercedes tiene un mensaje que es una llamada a la liberación de todas las esclavitudes y opresiones que se dan en este mundo, en el camino de la liberación plena que se encuentra en la vida nueva de Dios; pero una llamada que no está delimitada por ninguna barrera de raza, de cultura o incluso de religión. Al servicio del bien y de la felicidad de todos los hombres y mujeres de todas partes de este mundo.

Fotos del Evento:

Estadio Vidal López de Río Chico
Más de 3000 personas en el evento
Foto Fogata del Cacao
El estadio Vidal López de Río Chico se vistió de gala
para servir de escenario al tradicional evento “La Fogata del Cacao”.

En este evento se recrea la triste situación
que vivían los “negros esclavos” durante la época de la colonia;
y como mediante la intervención de la Virgen María de las Mercedes,
pudieron romper las cadenas de esclavitud que los oprimían.
Y para celebrar la libertad encendían una gran fogata,
y danzaban alrededor de ella.

Foto Fogata del Cacao
Escenario dispuesto para que artistas invitados,
le dedicaran sus cantos a la Virgen de la Misericordia,
“Nuestra Señora de las Mercedes”.

Entre las agrupaciones que se presentaron en el evento
se puede mencionar a “Francisco Pacheco y su Pueblo”.

Foto Fogata del Cacao
Obra de teatro donde se muestran
los ricos dueños de las haciendas
y amos de los “negros esclavos”.

Foto Fogata del Cacao
Se muestra como los “negros esclavos”
eran sometidos a las más horrendas torturas,
y les infringían grandes sufrimientos.

Foto Fogata del Cacao
Se recrea la época de la Colonia,
cuando los dueños de las haciendas de cacao, vestían trajes de gala,
mientras los “negros esclavos” eran comercializados
y sometidos a los más arduos trabajos.

Foto Fogata del Cacao
Los “negros esclavos” claman libertad y hacen súplicas al cielo,
a la Virgen liberadora, la Virgen de las Mercedes.

Foto Fogata del Cacao
Los “negros esclavos” dormían
en unas especies de chozas denominadas “Troja”,
y de ahí muy comúnmente se escapaban algunos esclavos,
recobrando la libertad.

Foto Fogata del Cacao
Los “negros esclavos” claman libertad y hacen súplicas al cielo,
a la Virgen liberadora, “la Virgen de las Mercedes”.

Foto Fogata del Cacao
Y he ahí, la Virgen Redentora de esclavos y encarcelados,
la Santísima Virgen María de las Mercedes.

Dios escuchó la oración de los “negros sufridos”
y mandó a la Reina del Cielo a liberarlos.

Mientras haya hombres, hermanos nuestros,
esclavos de otros hombres, que los tiranizan injustamente,
siempre la Virgen de las Mercedes tendrá una palabra para ellos.

Mientras haya hombres, hermanos nuestros,
que se han hecho ellos mismos cautivos de un vicio cualquiera,
la Virgen tendrá para ellos un latido de su corazón maternal.

Mientras haya una sola persona que sufre,
la Virgen tendrá que desempeñar su oficio de liberadora del dolor.

Foto Fogata del Cacao
Danzan alegres “los negros libres” en torno a la gran fogata,
y le agradecen a Dios, la libertad y la paz.

Son cautivos –justa o injustamente, para nosotros es igual–
tantos presos que, en las cárceles de nuestros países,
no tienen condiciones de vida dignas de una persona humana.

Son cautivos de la sociedad tantos niños
que pululan desarrapados por nuestras calles,
ladronzuelos en tan tierna edad, sin hogar, sin escuela,
sin esperanza de un puesto digno entre la ciudadanía.

Son cautivas tantas mujeres,
que no acaban de liberarse de las mil esclavitudes
a que se han visto sujetas durante siglos,
y que esperan liberación.

Son cautivas tantas personas en su propio hogar,
cuando en él falta el amor, y falla el marido o falla la esposa y madre,
convirtiendo la casa en una cárcel o poco menos.

Nosotros somos cautivos de nosotros mismos
cuando no acabamos de romper lazos
–fuertes como sogas o finos como hilos de seda–
que nos impiden volar libres hacia Dios.

Foto Fogata del Cacao
Danzan alegres “los negros libres” en torno a la gran fogata,
y le agradecen a Dios, la libertad y la paz.

Foto Fogata del Cacao
“Gracias, Virgen de las Mercedes”.

¡Virgen de las Mercedes,
ya ves que aún te queda algo que hacer en el mundo!
Aún hay muchos esclavos que gimen entre cadenas
y encerrados en prisiones tenebrosas.

Si quieres liberar a tus hijos cautivos, sirviéndote de nosotros,
aquí nos tienes, instrumentos fieles en tus manos de Madre.

Fogata de más de 6 Mts. de altura.
Foto Fogata del Cacao
Los “negros liberados” celebran su libertad en torno a la gran fogata.

Fogata de más de 6 Mts. de altura.
Foto Fogata del Cacao
Los “negros liberados” celebran su libertad en torno a la gran fogata.

Fogata de más de 6 Mts. de altura.
Foto Fogata del Cacao
Los “negros liberados” celebran su libertad en torno a la gran fogata.

Foto Fogata del Cacao
La joven Adriana Barrios,
hermosamente trajeada con la vestimenta de la Virgen de las Mercedes.

Foto Fogata del Cacao
La joven Adriana Barrios,
hermosamente trajeada con la vestimenta de la Virgen de las Mercedes.

Himno
a la Virgen de las Mercedes
Patrona de Barlovento

Virgen Bendita de nuestro querer.
Reina Piadosa de Río Chico fiel.
Yo te prometo consagrarme a ti,
y con tu mano bienhechora,
rebosante de Mercedes,
nos bendiga tu bondad (bis).

Virgen, nuestra Patrona, que tanto puedes.
Salve, Virgen hermosa de las Mercedes.
Salve… Salve… Salve…

Letra:
R.P. Fray José Tornero, O.P.
Párroco de Río Chico (1946 - 1951)

Video de la Fogata del Cacao
Patrimonio de Río Chico
¡Un espacio de libertad, en torno a la Virgen de las Mercedes!

 
Enlaces Relacionados
       Temas Especiales de Interés:
       Eventos Parroquiales:
 

PRINCIPIO

 
info@santuariodelasmercedes.org